¿Extrañas los conciertos? Son tiempos difíciles los que estamos viviendo ahora; existe ansiedad por el presente y un anhelo del pasado al querer retomar nuestras actividades cotidianas de la misma manera en que las practicábamos ya sea en el rubro académico, laboral, de esparcimiento y entretenimiento.

El asistir a conciertos o festivales de música representa para nosotros los melómanos todo un ritual que se vive desde la develación de cártel, la compra del boleto a toda costa de la economía personal, los días previos llenos de emoción y nervios, él…. Es hoy! Es hoy! (Inserte aquí el meme de Stuart Little) para finalmente llegar al momento culmen en el cual se apagan las luces y se genera el vínculo la conexión de cientos, miles de individuos con la banda, el artista y principalmente lo que representa en lo individual.

La pandemia de Covid-19 modifico la manera en la que nos desarrollamos en nuestro entorno la forma de socializar y de compartir afectando a todo tipo de industrias no quedando exenta de ello la musical y de espectáculos.

Prácticamente todos los festivales y conciertos programados para el transcursos de este 2020 han sido cancelados sin importar la importancia de los mismos entre los ejemplos tenemos el Coachella en California, El Primavera Sound de Barcelona entre muchos más.

Es por ello que se está planeando una reinvención de la forma de realizar espectáculos tanto en lugares abiertos como en cerrados revisando que medidas sanitarias disponer para disminuir el riesgo de un contagio masivo.

La desescalada de contagios en distintos países de Europa y Asia permite imaginar una vuelta a las actividades tomando diversas consideraciones:

La dirección del festival Montgorock XàbiaFestival enfocado en música indie rock e indie pop celebrado en Alicante, España ha propuesto llamado MARKO un nuevo sistema para la realización del festival en el año 2021, se propone un modelo que permita respetar la sana distancia pero con la promesa de no modificar el ambiente festivo ni las sensaciones de vivir un concierto en vivo.

Plantea el control de temperatura corporal a través de cámaras térmicas en la entrada, un sistema de aspersión desinfectante durante la entrada en distintos filtros y el espacio del recinto o lugar dividido en distintas parcelas o palcos a modo de corralitos de 150 metros cuadrados delimitándose por vallas de 1.50 metros del atura acogiendo a un máximo de personas con baños específicos para cada palco. Además para la bebida y la comida existirá una zona de bar central por cada 4 parcelas evitando la aglomeración de personas en espera de una chelita bien fría.

Enlace que muestra el funcionamiento del sistema;

Otra propuesta existente un poco más difícil de imaginar es la presentada por la empresa Production Club radicada en Estados Unidos ellos ofertan como solución la creación de un traje diseñado específicamente para evitar cualquier contagio sin perder el contacto con el exterior llamado Micrashell; en lo que pareciera ser un diseño a estilo de traje futurista aísla al individuo cubriendo únicamente el torso además de que cuenta con un sistema de ventilación y según la marca para un aspecto final “atractivo” se diseñara con materiales y colores variados. (Redacción Alejandro Donat)